Mes: Junio 2011

Cenicienta siglo XXI

Cenicienta siglo XXI
Cenicienta siglo XXI

¿Podéis imaginar a Cenicienta en el siglo XXI? Esa chica tuvo suerte de nacer cuando nació. Hoy el cuento hubiese sido pero que muy distinto:

Pajaritos y ratoncitos hacendosos: Todos metidos a indignados extremistas.

Hada Madrina: Liberada sindical. No daría señales de vida en todo el cuento.

Calabazas que se convierten en carrozas: Ni soñarlo,  ya ni siquiera los pepinos se convierten en gazpacho…

Príncipe azul: No asistiría al baile. Pánico escénico. Y en caso de ir te confesaría que tiene tres hijos de relaciones anteriores y que jamás dejaría a su amante Pocahontas (feuchina pero con tirón)

Madrastra y hermanastras: Esas si seguirían igualitas, solo que las conocerías en clase de Aerobic y lo harían tres veces mejor que tú.

Vamos que el cuento sería un auténtico dramón. Menos mal que las princesas de ahora lo tienen mucho más fácil ¿o no?

Y resulta que es verdad

Quién lo tiene más fácil
Quién lo tiene más fácil

Vale, pues es verdad. Hay que fastidiarse pero es así. El sexo es más importante para nosotras que para ellos. Tan sólo les reconozco su rapidez, porque en cuanto un hombre conoce, bueno no, avista un ejemplar femenino, pasan a etiquetarlo en plan “sí, me acostaría con ella” o “no, no lo haría” (la Dra. Marie Groven, de Massachusetts, asegura que en uno de sus estudios encontró un ejemplar masculino capaz de decir no. Dicho ejemplar se encuentra actualmente expuesto en el Museo Nacional de Historia Natural de Nueva Zelanda).

También les admito su sentido práctico del asunto, es cierto que en una primera cita mientras nosotras tratamos de decidir de qué color son sus ojos, ellos están pensando si seremos de las que nos gusta arriba o abajo (en aras del rigor científico, la Dra. Groven asegura haber clasificado dos ejemplares que acertaron el color de ojos de su cita, con un margen de error del 50%. Dichos ejemplares fueron incluidos en un programa de protección del Patrimonio Nacional y se pueden visitar todos los jueves de 12 a 14 horas en el Museo Arqueológico de Madrid).

Pero lo que se dice importancia nosotras le damos mucha más. Me dí cuenta ayer mientras tomaba un capuchino con mi amigo Carlos Peredo y salió el tema del sexo.

– No mi amor, vosotras le dais mucha más importancia, – me mira significativamente mientras arquea las cejas y da un profundo sorbo a su café.

Veo la luz, yo creía que estábamos compartiendo un capuchino y resulta que justo a la altura del hombro me ha salido una inmensa etiqueta de Carlos con un “SI” en la que no había reparado hasta ahora.

Me miro el hombro y miro a Carlos sorprendida. Si nos acostásemos, mañana Carlos volvería a ser mi amigo. Yo, sin embargo, aunque se lo he negado categóricamente, daría por hecho que tiene que llamarme, esperaría cierto compromiso y en realidad, qué diablos, me encantaría que ese compromiso viniese en forma de diamantazo talla brillante, aunque me conformaría con unas flores. La cosa es así y no se puede negar. (Bueno vale, siempre según los trabajos de la Dra. Groven, en Ohio fue localizada una chica que no esperaba llamada al día siguiente. Dicho sujeto se encuentra actualmente pasándolo bomba con la mitad del equipo de la Dra. Groben).

La Duquesa en sus labores

El tupper de las croquetas
El tupper de las croquetas

Las hay que le dan un toque de glamour a todo lo que hacen, y si no miren a Kate Middleton melena al viento enseñándonos como puedes llevar la basura y el tupper de las sobras sin perder un ápice de encanto. ¿Por qué sus tupper no se derraman? ¿Por qué la melena no se le viene a la cara haciéndola chocar contra una farola? ¿Dónde lleva el reciclado del papel? ¿En el mini bolsito blanco? ¿Lleva en el tupper dos docenas de croquetas a lo Queen Elizabeth para William? Después de todo, en todas partes cuecen habas.

Kate haciendo sKate-carrito
Kate haciendo sKate-carrito

Lo del súper ahí sí ya les digo que tiene menos mérito, porque vamos, si vas al súper y no compras pues la cosa se facilita una barbaridad, que el papel higiénico quita mucho caché, lo mires como lo mires, y eso de pasear el carrito vacío no deja de tener hasta su entrenimiento. Además, se nota que por ser princesa le pasan lo más grande, porque si yo me voy al super y empiezo a dar carritazos sin comprar ni unas olivillas a la tercera vuelta me están quitando el carro y los vales descuento.

El de amarillo se mosquea
El de amarillo se mosquea

Aunque al final se ve que ni Duquesa de Cambrigde ni pepinos en vinagre, vino el de amarillo y le dijo que a jugar al castillo, que allí ya se podía poner a lo que estaba o dejaba el carrito a otro cliente.

Pepinos #indignados toman la Plaza del Sol

El Portavoz Pepino
El Portavoz Pepino

Miles de pepinos se unieron en el día de hoy a los Indignados en la Puerta del Sol. Ahora mismo #acampadapepina es trending topic en Fruitter, y la Fan Page de Pepinbook ha alcanzado el millón de seguidores. A las 20:00h los reunidos en la plaza han leído un manifiesto en el que piden que se les trate con el debido respeto por sus muchos años de servicio a la humanidad.

“Sin nosotros no hay gazpacho” o “Me importa un pepino” son algunos de los lemas que se han colgado en cualquier rincón de la plaza.

Los comunicados de apoyo de los diferentes agentes civiles no se han hecho esperar. Organizaciones de todos los colores políticos han mostrado su solidaridad con esta maltratada verdura. El líder del sindicato, Pepino Blanco, ha declarado: “Somos blancos, somos verdes, somos rojos y amarillos, somos todos diferentes, y estamos muy unidos.”

Sin embargo, y tras las protestas de los comerciantes de la zona, a última hora la Policía Autonómica ha acudido a la plaza armada con Minipimers, y han amenazado con tomar acciones violentas si no se disolvía la manifestación.