Albaicín – Cableados

Categoría: Albaicín

Las calles del Albaicín se convierten mañana en las aulas del instituto

El Albaicín se mueve. Si el colegio Gómez Moreno recorre las calles del Albaicín en son de comparsa para reivindicar el comedor ecológico para sus hijos, la Casa de Porras pide cita para explicar a la junta municipal de distrito que sus talleres se quedan en el barrio Patrimonio de la Humanidad. Mientras, Plaza Larga ha vuelto a ganar el premio a la mejor Cruz de Mayo y las cámaras mantienen de momento a raya de pintura a los grafiteros. Entre tanto barullo que da vida al viejo barrio, el Instituto Albayzín anuncia que se suma con una jornada didáctica que con el nombre ‘A la luz de la luna’ servirá para dar visibilidad a su proyecto didáctico. Una gran idea.

Piedras y personas, como les gusta decir en el Albaicín, en este caso estudiantes, recorrerán las calles y monumentos para realizar todo tipo de actividades que, además, serán participativas y utilizarán las características únicas del barrio para dejarse ver. Que los estudiantes del Instituto Albayzín tomen el barrio es la mejor noticia para dar vida, revitalizar, aprehender con hache de reconocer y hacer suyo un núcleo pendiente de vivir su gran transformación urbana y social, ahora que se busca redactar y aprobar el nuevo Plan Albaicín que debe sustituir al vigente desde 1990.

El plan es fantástico. El Arco de las Pesas, la Casa Museo Max Moreau y las plazas de Carniceros, San Bartolomé y San Nicolás se convertirán en escenarios de una idea, «que surge para ensanchar el espacio educativo y potenciar las relaciones con el entorno cercano del centro, a la vez que se visibiliza el excelente trabajo realizado en este instituto».

La jornada arrancará mañana viernes 11 de mayo por la tarde con un pasacalles que partirá desde el IES Albayzín hasta San Nicolás, tras lo cual tendrá lugar la inauguración en la Casa Museo Max Moreau de la muestra de fotos ‘Microcosmos del Albayzín’, realizadas por el ciclo superior de Iluminación. Desde las 19h, la plaza de Carniceros será el escenario de dos charlas sobre la historia del Albayzín, a cargo de los alumnos de 4º de ESO. Álvaro Rodríguez, que indagará en la visión del barrio en la prensa de principios del siglo XX, y Julia Grammático, que abordará la declaración como Patrimonio de la Humanidad. Desde esta misma plaza partirán las visitas guiadas a cargo de alumnado.

A partir de las 20h. la actividad se traslada a la plaza de San Bartolomé, cona representación teatral de los obras ‘D. Sancho en la Ínsula de Barataria’ y ‘Romeo y Julieta’, así como ‘El rincón del oráculo’, organizado por el alumnado de Griego, y el recital poético ‘Tardecitas de poesía’. La actividad fotográfica es en el Arco de las Pesas desde las 20.30. Los alumnos inmortalizarán a los visitantes que lo deseen proyectando sus retratos en la muralla del Arco de las Pesas. El fin de fiesta llegará a las 22h. en San Nicolás, con un concierto interpretado y sonorizado por los estudiantes.

Y ahora, ¿dónde aparco en el Albaicín?

Cierran el aparcamiento ilegal del Albaicin. Foto: Ramón L. Pérez

Atención. Tomen nota: “El efecto mariposa es un concepto de la teoría del caos. La idea es que, dadas unas circunstancias peculiares del tiempo y condiciones iniciales de un determinado sistema dinámico caótico (más concretamente con dependencia sensitiva a las condiciones iniciales) cualquier pequeña discrepancia entre dos situaciones con una variación pequeña en los datos iniciales, cabe resaltar que sin duda alguna y sin explicación científica, acabará dando lugar a situaciones donde ambos sistemas evolucionan en ciertos aspectos de forma completamente diferente. Eso implica que si en un sistema se produce una pequeña perturbación inicial, mediante un proceso de amplificación, podrá generar un efecto considerablemente grande a corto o medio plazo”.

El efecto mariposa es algo que ocurre en el Albaicín. ¿Que el Ayuntamiento traslada los servicios sociales al callejón del Gallo?. Pues cinco años después de ahí pasarán como por mutación mágica al Ave María de la Carretera de Murcia para volver como si no hubiera pasado nada a la Plaza Aliatar. ¿Que el Ayuntamiento decide peatonalizar la Carrera del Darro y el Paseo de los Tristes? Pues un par de años después tiene que meter marcha atrás, recular, y dejar todo como estaba, incluido el cambio de sentido al tráfico de la calle San Juan de los Reyes. Hay mil y un ejemplos más.

Es lo que sucede en el Albaicín, un lugar mágico en el que todos y cada uno de los vecinos tienen una opinión razonada sobre todos y cada uno de los asuntos que afectan al barrio. Y es también lo que ha sucedido ahora. El Ayuntamiento, con todos los permisos, bendiciones y consensos, acaba de cerrar el ‘parking’ pirata que había en el entorno de la muralla de la Alberzana. La Policía Local se personó en el solar y colocó unas vallas provisionales. Tal y como estaba anunciado, los vehículos estacionados fueron retirados por la grúa municipal. A lo largo del día -martes 17 de octubre-, se instaló una red de malla que ya será permanente mientras duran los trabajos de urbanización y adecentamiento del solar. El Albaicín se queda así sin el único lugar de aparcamiento que existía.

¿Qué ha pasado al aplicarse el efecto mariposa? La medida ha vuelto a destapar los problemas de movilidad de un barrio Patrimonio de la Humanidad. Durante toda la mañana de ayer se acercaron los conductores con idea de estacionar su vehículo y los agentes les informaban de que ya estaba prohibido. Ya no hay sitio para aparcar en el Albaicín, o como es en este caso, en su límite más cercano junto a la Carretera de Murcia. Tampoco se puede acceder al barrio por la calle Pagés, ya que hay pilonas; ni tampoco por el Paseo de los Tristes, donde hay cámaras de vigilancia que multan a quien no tiene la debida autorización.

Resulta que el aparcamiento de la Alberzana, que era pirata, peligroso y con unas condiciones lamentables de suciedad y operatividad, impedía la correcta conservación de las murallas, que tienen por derecho todas las protecciones que marca la ley por ser parte de nuestro patrimonio histórico. Pero, otro más, al fin y al cabo el viejo solar desvencijado y sucio cumplía una función que ahora ha dejado a todos sin la única opción para acceder a coche al Albaicín.

Algunos vecinos aplauden la medida, otros la critican, muchos se preguntan qué pasa con un barrio en el que no hay forma de ponerse nunca de acuerdo. Otros quieren saber por qué no se protege la muralla y se habilita parte del solar como aparcamiento. Otros recuerdan viejos tiempos. Otros dicen que no hay un buen servicio de autobuses. Otros más se encienden un pitillo y se van tarareando un soniquete camino del depósito de la grúa: “Me he quedado dormido y se me ha llevado el coche la grúa”. Como muchos otros desde hoy, entre soniquete y soniquete se preguntará: Y ahora, ¿dónde aparco en el Albaicín?

Fiestas del Albaicín: Siempre llueve por San Miguel

Siempre llueve por San Miguel, que es cuando el Albaicín celebra sus fiestas. Además, con la lluvia, se adivina el futuro y la magia del barrio mágico te indica lo que tienes que hacer y te permite saber lo que va a pasar. Entonces, te liberas y te diviertes. Y, este año de 2017, además, la asociación de vecinos ha elaborado un programa infinito que tiene un poquito de todo para reverdecer el barrio y alimentarlo de vida. Te dejo con el cartel y el programa.

Las Fiestas del Barrio del Albayzin de Granada 2017, en honor a su Patrón San Miguel, del 29 de septiembre al 1 octubre 2017. Con actividades organizadas, actuaciones musicales y la tradicional romeria matinal del domingo hasta la ermita de San Miguel Alto.

 

VIERNES 29 DE SEPTIEMBRE 2017

-18.30 h.Misa en honor al Patrón en la Ermita de San Miguel Alto
-19.00 h. Presentación del libro “Alca Jacta Est” de Ramón Alcaraz en la Casa de Zafra
-21.00 h. Pregón a cargo de Miguel Carrascosa en el Mirador de San Nicolás
-21.30 h. Homenaje a la Asociación de Mayores del Albayzín en el Mirador de San Nicolás
-22.00 h. Actuaciones en el Mirador de San Nicolás: Sergio Díaz acompañado por el Maestro José Miguel Alvarez (Copla), José Manuel Cano (Guitarra) y Esther Crisol (Voz), Flamenco y Cía. (Cuadro Flamenco)

SÁBADO 30 DE SEPTIEMBRE 2017

-10.00 h. Chocolatada en Plaza Larga organizada por el Grupo Scout 524 Albayzín
-11.00 h. Concurso de ronda (naipes) en el Centro Cívico Aliatar.
-13.00 h. Fiesta de la espuma en Placeta de Fátima
-13.30 h Degustación de tapas albaicineras en la sede de la Asociación Cruz de Mayo, en Plaza de la Charca. Precios populares
-17.00 h. Invitación a té con pastas (Patio de la Mezquita Mayor) Cortesía Comunidad Islámica
-18.00 h. Cine infantil en el Centro Cívico Aliatar
-19.00 h. Ofrenda floral en honor del Patrón en la Iglesia del Salvador.
-19.00 a 21.00 h. Baile popular de tango en San Miguel Bajo (Organiza Milonga de la Glorieta)
-21.00 h. Actuaciones en el Mirador de San Nicolás: El Niño del Albayzín. Verma el Mago. Jony el Pipo. Lau Mas y Seta (Rap, Reggae, Trap),  Inés y los Inesperados (Funk & Soul),  D’Baldomeros (Electrorock), La Suite Bizarre (Electrofunk)

DOMINGO 1 DE OCTUBRE 2017

-11.30 h. Romería desde la Iglesia del Salvador hacia el Cerro de San Miguel
-12.00 h. Taller de cometas y juegos tradicionales en el Cerro de San Miguel organizada por el Grupo Scout 524 Albayzin
-13.30 h. Carrera de cintas a caballo
-14.00 h. Paella popular en el Cerro de San Miguel

El Albaicín, en la UVI

Mi amigo Nelson, guanche con negocio vivo y exitoso en el Albaicín, me contaba hace ya una década que este barrio Patrimonio de la Humanidad iba camino de convertirse en un parque temático con tres tribus que vivían juntas pero de espaldas: albaicineros, perroflautas y turistas. Nelson dio en el clavo. Y de aquí surge el primer problema del barrio, la despoblación y todas sus consecuencias, como la ausencia de un entramado comercial. Del segundo surge, es complicado decirlo, una sensación de impunidad y de cierta inseguridad y que haya espacios públicos privatizados, como por ejemplo, las cuevas de San Miguel. Del tercero nace la depredación a la que se han visto sometidas para morir de éxito ciudades como Barcelona o Venecia, que muchos ven cómo han perdido el alma al dejarse mecer en manos y patas del bercerro de oro.

Entre medias queda un rosario de desencuentros personales e institucionales que mantiene el barrio más bien paralizado. El Plan Albaicín, la herramienta que debe regir el desarrollo de este barrio, está caduca desde hace un cuarto de siglo y ha sido durante los últimos diez años arma venenosa que ha enfrentado al Ayuntamiento hasta el año pasado del PP con la Junta del PSOE. Solo para empezar. El tráfico, el aparcamiento, el transporte público, la peatonalización, la suciedad, la falta de limpieza, la inseguridad, la contaminación visual, la contaminación lumínica, la contaminación acústica, los solares vacíos, el envejecimiento de la población, el aislamiento, las pintadas, la falta de inversiones, la ausencia de un espíritu que conecte a vecinos con visitantes, moradores y turistas con la historia del barrio y también con las instituciones. Todo esto, con el barrio hermano del Sacromonte, hacen que el Albaicín esté en la UVI.

La buena noticia es que el movimiento vecinal se ha revitalizado en el Albaicín. Que muchos vecinos, al principio de la década, se unieron en torno a la Plataforma SOS Albaicín para hacerse oír dado que la asociación de vecinos del barrio estaba politizada y era una mera extensión del gobierno municipal del PP, criticaron entonces. Dieron un paso más y en la penúltima convocatoria montaron candidatura y dejaron en la presidencia al conocido Chavalote, con idea de utilzar sus contactos y su relación con el entonces alcalde, el popular José Torres Hurtado. Esta vez, la semana pasada, se han presentado y han ganado. De lso 16, una buena parte son de SOS Albaicín, pero hay vocales, y al rpesidenta, que son simplemente albaicineros y activistas del movimiento vecinal. La buena noticai es que desde esta independencia política vienen a trabajar juntos por un barrio que es de todos.

CRÉDITOS
-La foto de Alfredo Aguilar refleja el esplendor de la Alhambra y el deterioro del Maristán. Una buen ametáfora del rpesente del Albaicín.

 

Lorca & Alhambra Sound: De Joe Strummer a Leonard Cohen


OKOK0OK

Ahí están. Jóvenes, chulos, vestidos de negro, artistazos, radiantes, poseídos, embriagados, pensativos, adoptando exactamente la misma postura, piernas entreabiertas y las manos reposando en los muslos, sabiéndose fotografiados en el lugar que buscaban desde hacía tiempo. Hoy, que ha fallecido Leonard Cohen, se apaga una voz que susurraba a Lorca y le conmovía. Era el poeta que desde el ronquido y la intelectualidad transmitía una voz de esperanza, un último vals o simplemente un buen momento, unas palabras bellas, comprometidas, tímidas, de simple amor. La fotografía fue publicada en el periódido IDEAL y es de 1986, de Charo Valenzuela. La imagen inferior es de Juan Jesús García y tan solo tiene dos años menos. Es de 1984. En el mismo exacto sitio de otro tipo que también es poeta pero que llega a Granada, la Alhambra y a Lorca desde el lado salvaje de la juventud y el punk. Se llama Joe Strummer. Ambos, fallecidos, lorquianos y músicos, mitos de un Lorca & Alhambra Sound que marca las raíces, el magnetismo de una ciudad única, inabarcable. Mágica.

De Leonard Cohen, lo cuenta Eduardo Tébar: “Cohen le pone el nombre de Lorca a su hija. En 1986, cuando se produce la feliz visita a la capital nazarí, el artista peina canas y exhibe algún pliegue en el rostro. Aterriza un Cohen en fase de reinvención. En el rutilante cancionero destaca ‘Take this waltz’, adaptación del ‘Pequeño vals vienés’ de Lorca. El tema aparece por primera vez en el álbum colectivo ‘Poetas en Nueva York’. Su lanzamiento homenajea al creador de ‘Bodas de sangre’ en el 50 aniversario de su asesinato. Por el trabajo desfilan figuras dispares del panorama español e internacional. Desde George Moustaki hasta Lluís Llach. Desde Chico Buarque o Donovan hasta Paco de Lucía o Patxi Andión. Una pintura de Eduardo Úrculo en la portada. Texto ilustrador de Ian Gibson. Y la intervención estelar de Cohen”.

De Joe Strummer, contado por el inolvidable Jesús Arias: “Su primer contacto con su poesía fue a través de los discos vinilos de Paco Ibáñez que las hermanas Romero habían traído a Londres desde Málaga. En concreto el disco de Lorca y Góngora -con dibujo de Dalí en contraportada- y el directo de Olympia de Paris”, cuenta Richard Dudanski, amigo de Joe Strummer y batería de 101’ers, la primera banda de un joven John Graham Mellor. Era la época de los squats londinenses y su relación amorosa con Palmolive, Paloma Romero, una joven andaluza que acabaría siendo batería de The Slits y The Raincoats.

La admiración se transformó en versos de homenaje que viven en canciones como Spanish Bombs (London Calling, 1979): “Me contó que la escribió en un viaje a Costa Rica y en ella dice Oh, please, leave the ventana open (Oh, por favor, dejad la ventana abierta), en clara alusión a los versos del poema Despedida de García Lorca”, explica Jesús Arias, músico, periodista y amigo granadino de Joe Strummer. Esa misma admiración lo llevaría a querer encontrar el cuerpo del poeta de Fuente Vaqueros en una de sus múltiples escapadas a Granada: “Me recogió en un coche enorme que había comprado gracias al dinero que le prestó Santiago Auserón y fuimos hasta Viznar. Allí quiso que compráramos palas para desenterrar el cuerpo de Federico García Lorca, pero le quise hacer ver primero el lugar para que se diera cuenta de que aquello era imposible. Una vez allí y después de la profunda emoción que sintió al verlo me hizo prometer que escribiríamos una canción juntos y que algún día iríamos allí todos los amigos y tocaríamos”, cuenta Arias, que aún tiene grabada una de las frases que Strummer le susurró cerca del lugar donde está enterrado Lorca: ‘Aún puedo escuchar el grito de los muertos'”.