Etiqueta: Junta

El Albaicín, en la UVI

Mi amigo Nelson, guanche con negocio vivo y exitoso en el Albaicín, me contaba hace ya una década que este barrio Patrimonio de la Humanidad iba camino de convertirse en un parque temático con tres tribus que vivían juntas pero de espaldas: albaicineros, perroflautas y turistas. Nelson dio en el clavo. Y de aquí surge el primer problema del barrio, la despoblación y todas sus consecuencias, como la ausencia de un entramado comercial. Del segundo surge, es complicado decirlo, una sensación de impunidad y de cierta inseguridad y que haya espacios públicos privatizados, como por ejemplo, las cuevas de San Miguel. Del tercero nace la depredación a la que se han visto sometidas para morir de éxito ciudades como Barcelona o Venecia, que muchos ven cómo han perdido el alma al dejarse mecer en manos y patas del bercerro de oro.

Entre medias queda un rosario de desencuentros personales e institucionales que mantiene el barrio más bien paralizado. El Plan Albaicín, la herramienta que debe regir el desarrollo de este barrio, está caduca desde hace un cuarto de siglo y ha sido durante los últimos diez años arma venenosa que ha enfrentado al Ayuntamiento hasta el año pasado del PP con la Junta del PSOE. Solo para empezar. El tráfico, el aparcamiento, el transporte público, la peatonalización, la suciedad, la falta de limpieza, la inseguridad, la contaminación visual, la contaminación lumínica, la contaminación acústica, los solares vacíos, el envejecimiento de la población, el aislamiento, las pintadas, la falta de inversiones, la ausencia de un espíritu que conecte a vecinos con visitantes, moradores y turistas con la historia del barrio y también con las instituciones. Todo esto, con el barrio hermano del Sacromonte, hacen que el Albaicín esté en la UVI.

La buena noticia es que el movimiento vecinal se ha revitalizado en el Albaicín. Que muchos vecinos, al principio de la década, se unieron en torno a la Plataforma SOS Albaicín para hacerse oír dado que la asociación de vecinos del barrio estaba politizada y era una mera extensión del gobierno municipal del PP, criticaron entonces. Dieron un paso más y en la penúltima convocatoria montaron candidatura y dejaron en la presidencia al conocido Chavalote, con idea de utilzar sus contactos y su relación con el entonces alcalde, el popular José Torres Hurtado. Esta vez, la semana pasada, se han presentado y han ganado. De lso 16, una buena parte son de SOS Albaicín, pero hay vocales, y al rpesidenta, que son simplemente albaicineros y activistas del movimiento vecinal. La buena noticai es que desde esta independencia política vienen a trabajar juntos por un barrio que es de todos.

CRÉDITOS
-La foto de Alfredo Aguilar refleja el esplendor de la Alhambra y el deterioro del Maristán. Una buen ametáfora del rpesente del Albaicín.

 

Albaicín: El agrio caso de la Casa Ágreda

DOCU_IDEAL

-La comparecencia de la ONG que quiere quedarse la Casa Ágreda irrita al Albaicín
-La primera junta municipal del distrito del barrio Patrimonio Histórico marca la temperatura de la protesta por este caso

Independientemente del concepto que uno tenga de la participación ciudadana, lo cierto es que las sesiones mensuales de las juntas municipales de los ocho distritos de la ciudad de Granada tienen miga. Además, generan debates que han sido largamente expulsados de la Plaza del Carmen donde, puede que, deberían estar.

Esta misma semana pasada, por ejemplo, compareció la ONG que en principio va a quedarse con la Casa Ágreda. Lo hizo en la JMD del Albaicín y allí estaban los vecinos y muchos representantes políticos. Allí se generaron las primeras respuestas y alguein dio la cara, lo que ya era hora.

El punto número tres del orden del día de la junta decía:‘Comparecencia informativa de AIDE (Federación Internacional para el Desarrollo)’, quienes se han quedado con la Casa Ágreda. Asistieron tres representantes de esta ONG y explicaron las bondades de la función social y cultural que desarrollan, manifestaron que están muy preocupados por el patrimonio, que Granada se merece que se revitalice y que se presentó la oportunidad de que el Ayuntamiento enajenara el uso del suelo con opción a compra y que ellos están dispuestos a rehabilitarla. Añadieron que tienen sede en Ginebra y que están reconocidos oficialmente por la ONU.

La asociación de vecinos Bajo Albaicín comentó que «agradecía la asistencia de AIDE, que nada tenían en contra de su labor, pero que ese no era el debate. Que el asunto era que no se podía vender el patrimonio municipal y que el barrio estaba necesitado de equipamientos culturales de calidad y que ese espacio debe ser un museo». La asociación del Albaicín alto se manifestó en iguales términos.

La concejala Marta Gutiérrez, de Vamos Granada, reclamó información sobre los costes de la obra de rehabilitación, y preguntó si existía proyecto de rehabilitación. AIDE contestó que no había proyecto, y Marta contestó que «entonces cómo saben que la rehabilitación de la parte del edificio que está protegido, el que tiene valor patrimonial, se valora en dos fases, una primera de 2.479.759 euros y una segunda de 991.903 euros». AIDE contestó que «eso tal vez vendría en los pliegos de prescripciones técnicas pero que a esa pregunta no podía contestar».

Paco Puentedura (IU) dijo que le sorprendían dos cosas. Que en 2008, cuando el PP quiso vender, hubiese un informe técnico municipal que negaba que el edificio sirviera como museo por la dificultad de acceso y que ahora AIDE quiera poner una galería de exposiciones. Estimaba también la visita de AIDE pero decía que «el asunto tenía una fácil solución: que el ayuntamiento ofrezca a AIDE un solar en cualquier parte de la ciudad si quieren poner servicios a mujeres maltratadas, formación a inmigrantes o exposiciones culturales, pero que para eso no hacía falta enajenar el patrimonio público. Se firma un convenio de cesión de un solar por 75 años y arreglado el tema».

El socialista Miguel Fernández Madrid comentó que lo que planteaba Paco Puentedura era muy sencillo «porque es lo que hace el Ayuntamiento y todos los grupos políticos lo hemos apoyado siempre, cuando te llega un colectivo, como Asociación de Síndrome Down o Asprogrades, que necesitan un centro y el municipio les cede un espacio». Preguntó por qué a AIDE hay que ofrecerle la enajenación con opción a compra por 260.000 euros. Además planteó que en el caso de AIDE, como no hubo concurrencia competitiva en el proceso de selección porque sólo se presentó AIDE, es bien fácil resolver la adjudicación y devolver la cantidad que haya ingresado AIDE que no será mucha y no podrá denunciar al Ayuntamiento. «Y desde luego nos negábamos a la venta del patrimonio municipal».

CONCLUSIÓN: asistieron casi un centenar de personas y no hubo nadie que se manifestara a favor del proyecto. Además, «le recordamos al presidente de la JMD, el concejal del Partido Popular Curro Ledesma, que es el presidente, que hay una moción que hemos firmado todos los grupos para el pleno del viernes que viene y que solicitamos la paralización de la venta. Y él dijo que lo trasladaría al alcalde», resumió el socialista Fernández Madrid.

FOTOGRAFÍA
ENERO DE 2008. Abrazo simbólico en torno a la Casa Agreda para protestar por la venta del inmueble por parte del Ayuntamiento de Granada.

Los alcaldes de barrio, ante el espejo (II)

Un análisis en varias entregas sobre los nuevos retos municipales en los barrios de Granada desde el punto de vista de los nuevos presidentes de las Juntas Municipales de Distrito, los portavoces de los grupos municipales de la oposición y los representantes vecinales.

20150227.- FOTOGRAFIA: JOSE MARIA  GONZALEZ MOLERO. PLENO DEL AYUNTAMIENTO DE GRANADA.
20150227.- FOTOGRAFIA: JOSE MARIA GONZALEZ MOLERO.
PLENO DEL AYUNTAMIENTO DE GRANADA.

El alcalde de Granada, José Torres Hurtado, ya ha designado a los concejales del equipo de gobierno municipal que serán los presidentes de cada una de las ocho juntas municipales de distrito de la ciudad. En el distrito Albaicín, el presidente será Francisco Ledesma; en Beiro, Raquel Fernández; en Centro, Rocío Díaz; en Chana, Fernando Egea; en Genil, María Francés; en Norte, Telesfora Ruiz; en Ronda, Isabel Nieto; y en Zaidín, Juan Antonio Fuentes.

El problema es que pese a que el alcalde ya ha firmado el decreto con los nombramientos de los nuevos alcaldes de barrio, el pleno de organización se va a celebrara mediados de julio. Significa que la previsión es que las juntas de distrito no se conformen hasta septiembre, salvo sorpresa de última hora.

Sí es cierto que en los próximos días, el portavoz del gobierno municipal, el edil Juan García Montero, se reunirá con los portavoces de los grupos políticos municipales, para fijar los vocales que correspondan a cada formación, «para que las sesiones de debate y trabajo en los barrios y distritos se reanuden a la mayor brevedad, en aras de la participación ciudadana». La fecha, en cualquier caso, todavía está pendiente. Mientras, los nuevos alcaldes se retratan ante el espejo de su barrio.

CENTRO
ROCÍO DÍAZ
«Las asociacionesde vecinos son las protagonistas»
«Me parece que tenemos que continuar un trabajo que ya inicié hace cuatro años, pero que el PP lleva doce años realizando. Hay que seguir escuchando a las asociaciones de vecinos y convirtiendo los problemas en soluciones. Todo lo que podamos sumar en el distrito Centro será positivo. Tengo que reconocer que sí es una ventaja permanecer al frente de una junta municipal de distrito que ya conozco. Vamos a seguir intentando que las reuniones sean participativas y que estén abiertas a todos los vecinos, porque queremos que los problemas se solucionen entre todos. Creo que las asociaciones de vecinos son las verdaderas protagonistas».

ALBAICÍN
FRANCISCO LEDESMA
«Lo primero de todo es escuchar y sentarme con ellos»
«Para mí es un reto, porque al ser secretario de la Junta Local en el anterior mandato no fui alcaldede barrio y soy nuevo en estas lides. También me ilusiona, porque soy el alcalde del barrio más bonito del mundo. De verdad. Voy con muchísima ilusión y me va a permitir lo que en la concejalía de Economía y Hacienda no he podido hacer:voy a hacer política. Así que lo primero de todo es escuchar y sentarme con ellos y buscar soluciones para evitar el deterioro porque nadie echa dinero (se refiere a la Junta y a la Alhambra). Ya sé que es un distrito muy reivindicativo. Pero soy una persona abierta y escucho. Me va a permitir la cercanía de estar con la gente»

GENIL
MARÍA FRANCÉS
“El teléfono abierto 24 horas”
Se declara «orgullosa, porque han sido los propios vecinos los que han pedido que siga en este puesto». Cree que en todos estos años, lleva ya tres mandatos, se ha hecho «muy buen trabajo y hay sintonía con los presidentes de las asociaciones de vecinos». En el balance destaca que «se han conseguido dos hitos. El inicio de las obras de la Cuesta de la Plata y las de la calle Ordesa, que eran reivindicaciones históricas». Además, «hemos dado la vuelta al distrito entero», entiende. «Bola de Oro es ya otro, desde la mejora de la ruta del colesterol a las pistas nuevas». Así que entiende que «seguiremos un poco en la misma línea, con el teléfono abierto a los vecinos las 24 horas». Y, además, «retomaremos la reivindicación para que se abra el centro de salud de Bola de Oro, paralizado desde hace diez años».

ZAIDÍN
JUAN ANTONIO FUENTES
“Sé que son muy reivindicativos”
Recuerda para empezar su experiencia:«He estado ocho años de alcalde en La Chana y otros dos años en el Albaicín». Esta nueva etapa en el Zaidín la toma «con ilusión. Es un barrio en el que he vivido tres años, frente a la estación de la Rober, así que conozco bien los problemas de la zona». Yya ha empezado a trabajar:«He hablado con Antonio Granados, anterior presidente de la junta del Zaidín, y estoy esperando los primeros contactos con las asociaciones vecinales. Respecto al Zaidín dice que sabe que son muy reivindicativos, «así que habrá que escuchar a los vecinos y acompañarles. No basta con ser un transmisor de las demandas a las áreas municipales. Hay que conocer de primera mano las necesidades de los vecinos»

MÁS INFORMACIÓN
Mañana: los alcaldes de Ronda, Beiro, Norte y La Chana

LA SERIE SOBRE PARTICIPACIÓN CIUDADANA EN GRANADA
-Los alcaldes de barrio, ante el espejo (I) Leer el artículo aquí

Bronca vecinal en el Albaicín

jmd01 OK

 

El movimiento vecinal en el Albaicín es un quebradero de cabeza para el equipo de gobierno municipal del Partido Popular.

El movimiento SOS Albaicín y sus críticas constantes que tuvieron su momento durante la peatonalización de la Carrera del Darro, la reivindicativa AA VV Bajo Albaicín que encaneza Lola Bolix, el ‘golpe de estado’ que permitió ganar las elecciones en la AA VV Albaicín a la propia plataforma SOS Albaicín, las críticas que llegan desde el Sacromonte o los plantes de los vecinos durante las juntas son cuestiones comunes.

La reunión de la junta municipal de distrito del pasado martes no fue una excepción y Juan García Montero se vio obligado a darla por terminada durante el turno de ruegos y perguntas “porque así no se puede discutir”.

LA VERSIÓN DE JUAN GARCÍA MONTERO (PP)

García Montero explica que «se acaloraron, empezaron a discutir con todo el mundo y entre ellos, se quitaban el turno de palabra y el tono subió mucho. Hubo incluso algunas palabras gruesas. Lógicamente, como presidente de la junta no puedo consentir estos comportamientos y fue por esta razón por la que decidí poner punto y final a la sesión».

Recuerda el concejal Juan García Montero que no fue algo precipitado. «De hecho, habíamos comenzado a las cinco de la tarde con una reunión de la comisión de Cultura en la que aprobamos por unanimidad una serie de proyectos. Luego empezó la junta a las seis de la tarde y prosiguió de buena manera hasta que en el último punto, el de ruegos y preguntas, comenzó el follón. Creí necesario poner fin y así fue. Sin más».

LA VERSIÓN DE MIGUEL ÁNGEL FERNÁNDEZ MADRID (PSOE)

La versión del concejal socialista Miguel Ángel Fernández Madrid difiere diametralmente y ve más en el comportamiento del concejal García Montero «una falta de respeto a la participación vecinal», define. Según su opinión, y tras presenciar los hechos, Fernández Madrid argumenta que «las críticas a los problemas que genera la movilidad en el Albaicín une a los vecinos. García Montero quiso mostrar que el caso de San Juan de los Reyes, donde los vecinos quieren que vuelva a tener el sentido original de circulación, era un asunto particular, y ha anunciado que el alcalde se reuniría con unos treinta vecinos afectados».

Aquí es donde subió el tono, «ya que la gente protestó porque entiende que la movilidad, el tráfico, los autobuses, los accesos al barrio son una cuestión de todos, no de unos particulares, y querían que el alcalde les recibiera a todos ellos, como han demandado durante años».

LOS ANTECEDENTES

El 20 de junio de 2013 el García Montero, empezó la junta municipal de distrito a las 18.00 horas en punto. Las AA VV habían hecho público que en el transcurso de la reunión abandonarían la junta por «fraude» en la participación vecinal.

Una por una, la Asociación de Vecinos del Albaicín, la del Bajo Albaicín, la de Haza Grande y la de El Fargue, presentaron sus correspondientes escritos a la mesa presidencial de la junta municipal de distrito, y se largaron.

La reacción del concejal Juan García Montero, según explicaron los vecinos a este periódico fue la siguiente: «Esto es una pamplinilla, un paripé, una tontería. Si uno quiere venir a la junta, viene; y si no quiere venir, pues no viene».

 

El distrito Zaidín hará un balance de los cuatro años de su gestión

DOCU_IDEAL
Las juntas municipales de distrito se constituyen tras las elecciones municipales y, al igual que el mandato del equipo de gobierno saliente, se prolongan durante cuatro años. Llegan ahora en mayo las elecciones municipales y las juntas de distrito serán disueltas hasta que se conozcan los resultados electorales.

Esta situación es la apropiada, a juicio de la concejala socialista Ana Muñoz Arquelladas, «para hacer balance de los cuatro años de la gestión realizada por la junta municipal de distrito del Zaidín».

Fue durante la última cita del distrito cuando la concejala socialista pidió al ‘alcalde de barrio’ y presidente de esta junta municipal, Antonio Granados, «que se haga un balance de gestión de los cuatro años del mandato para poder valorar el trabajo realizado».

«Es tiempo de hacer balance», expresó. «Yapenas quedan dos juntas más antes de las elecciones municipales del mes de mayo. Por eso pido al presidente que para la próxima se informe no solo al grupo municipal del PSOE y a los vocales, sino a los vecinos y vecinas del barrio, de los cuatro años de trabajo».

LAS OBRAS PRIORITARIAS
«Se han solicitado –añadió–, las prioridades para los presupuestos municipales año tras año, y ahora toca hacer balance. Me gustaría saber el nivel de ejecución de cada una de las obras solicitadas desde el año 2001».

Igualmente, exigió Ana Muñoz Arquelladas, «quiero saber el estado del plan asfáltico que se informe de las actuaciones que se han llevado a cabo en estos cuatro años». «Hay que hacer balance –concluyó–, y como no hay una cita para hacer balance del distrito y sacar conclusiones cree que hay que aprovechar la junta del mes que viene».

Antonio Granados respondió a la concejala socialista que, según sus cuentas, «en abril ya estaremos en campaña electoral y no se debe celebrar la junta de distrito, y al estar en febrero, solo queda entonces la del próximo mes de marzo».

«Pues mejor me lo pones», le respondió amistosamente Ana Muñoz Arquelladas. Y sin más miramientos, se quedó en que en la próxima cita de marzo se hará balance de los cuatro años de vida de la presente junta de distrito del Zaidín.

UN DISTRITO CRÍTICO Y REIVINDICATIVO
De los ocho distritos que componen la ciudad de Granada, el Zaidín es uno de los más activos y en los que el movimiento vecinal es más reivindicativo y, también, más crítico con el equipo de gobierno. Las reivindicaciones para la reconstrucción del barrio de Santa Adela han marcado el día día de estas juntas de distrito, con protestas, debates y expulsiones.

También se recuerda con frescura la polémica generada en torno a los permisos para celebrar el Festival de Rock del Zaidín, que acabó en los juzgados con multas, sanciones y condenas.

Respecto a las prioridades solicitadas para este año, ocho son las obras que han solicitado. Van desde Santa Adela, felizmente desbloqueado el proyecto tras el pacto entre la Junta y el Ayuntamiento, hasta el soterramiento de contenedores o la zona deportiva del Parque Lagos.

Hay también algunas más generales, como la eliminación de las barreras físicas en todo el distrito y la accesibilidad tanto al pabellón Veleta como al propio centro cívico del Zaidín. Hay una petición para el arreglo del acerado y la pavimentación de las Casillas Bajas. Sí se vuelve a pedir un lugar fijo para la celebración de las fiestas.

CRÉDITOS
-La fotografía es de la última junta de distrito del año 2013 del Zaidín, de González Molero