Un Rayo de referencia

5 dardos para el Granada CF – Sevilla FC de Copa del Rey

* La Copa del Rey se entromete en una vorágine despiadada para el Granada entre resultados aciagos, imagen plomiza y declaraciones egoístas, que apenas ha encontrado un rayo de luz con la llegada de Lass al equipo, el primer fichaje del mercado invernal. Un rayo del Rayo, el club que más trasvases ha propiciado a la entidad rojiblanca ciñéndose a la etapa de Pina. Refuerzo con su polémica también, pues viene de pasar meses en el banquillo, con una relación de amor – odio con Paco Jémez que ha frenado la progresión de uno de los grandes talentos del conjunto vallecano. Si Lass se disciplina en Los Cármenes, no cabe duda de que habrá futbolista. Si le afecta la dinámica actual, será una bala al aire.

* El Rayo, referencia para un sinfín de contrataciones previas, como los recientes Piti y Rochina, es también un espejo donde mirarse para soñar con la reacción en Liga. El conjunto madrileño tenía el curso pasado a esta altura, jornada 17, los mismos 13 puntos que adornan al Granada, con un diferencial de goles aún peor que el de los de Caparrós, con -24 en lugar de los -18 de los de rayas horizontales. Por entonces, el conjunto de la franja no destituyó a Paco Jémez pero sí le dio una serie de fichajes, entre ellos el propio Rochina, que galvanizaron un cambio de tendencia, arrastrando con ellos a algunos jugadores inanes previamente. Está claro que el gran contraste existente entre ambos técnicos es que a Jémez le avalaba un curso anterior fantástico de fútbol trepidante, mientras que con Caparrós tan solo se disfrutó de un periodo feliz cuando arrancó esta campaña. Sus modelos están en las antípodas, pero el fútbol demuestra que cualquier estilo puede prosperar. Si el juego preciosista de allí logró la salvación, tal vez la variante de solidez defensiva y contragolpe del utrerano se acabe imponiendo con los actores adecuados.

* Pero la Copa no es el mejor momento para grandes exhibiciones. El parte de bajas parece un tomo de enciclopedia. Hasta hoy no habrá convocatoria y destapar por anticipado el once inicial parece imposible. El técnico tendrá que decantarse entre improvisar con los menos habituales con el dibujo adecuado, o bien abrir la puerta decididamente a la cantera. El Sevilla también viene con ausencias y quizás no gaste fuerza de asalto para intentar ganar en Los Cármenes. Así se comprobará si el equipo que lleva el propio Caparrós en el corazón muestra clemencia. O bien se encuentra un Granada súper competitivo, que tampoco se puede descartar, aunque parezca una quimera.

* Pulsar a la grada es uno de los motivos de interés del encuentro. Se comprobará en la afluencia el interés por el duelo, para empezar. El comportamiento generalizado medirá en parte el estado de ánimo de la masa. Si recriminan al del área técnica, a los que corretean o a los que observan con traje en la tribuna. Hay aficionados que entienden mal que se evite la destitución del entrenador, que no haya dinero para ello tras los ingresos alcanzados en traspasos. Pero las cuentas son otras y aparentemente el margen de maniobra de la dirección se limita a la posibilidad de fichar jugadores y no hipotecarse con un cese que bloquee el resto de operaciones. Lo que manejan los inversores, lo que ponen para contratar y luego recuperan, veremos si llega como un aguinaldo de última hora.

* Con menos descanso que el rival, con un choque crucial el domingo de Liga, la enfermería colapsada y los ánimos decaídos, es evidente que la Copa resulta molesta, siempre que no surja una de esas apariciones que estimulen la ilusión. Un futbolista inadvertido que levante la mano, un canterano pidiendo paso, un conjunto que muerda. Lo que se esperaba de Caparrós y en lo que, por ahora, sigue confiando la directiva.

1 Comentario

  1. No entiendo la mal llamada profesionalidad de algunos.Si un señor trabaja en una empresa y se le encomienda que la saque a flote,se le da material supuestamente valido para que lo haga y pasado unos meses no solo no lo consigue sino que poco a poco va hundiendola mas y mas ¿Porque no demuestra su “profesionalidad” y se marcha?
    Va por usted señor Caparros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *