De esta manera IDEAL mostraba a sus lectores como sería el proyecto para la prologación del Camino de Ronda y la construcción del nuevo acceso al populoso barrio del Zaidín. La expropiación necesaria para realizar la obra afectó a más de cinco mil metros cuadrados y su coste fue de aproximadamente 1.200.000 pesetas. Se publicó el 18 de marzo de 1962 y, según explica el gráfico, “el Camino de Ronda se prolongará en forma directa con la misma anchura de calzada y aceras hasta unirse con la Avenida de Dílar, con lo cual, además de dar acceso a la barriada, se evitará la doble circulación por el Callejón del Ángel”.

 

En el mismo pleno, el ayuntamiento, presidido por Manuel Sola,  acordó la compra de la Dehesa de San Jerónimo de Sierra Nevada a las monjas Adoratrices, un terreno de unas 1.500 hectáreas que fue adquirido por un millón y medio de pesetas, el plan municipal Sierra Nevada iba tomando forma.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *