GLP, o la ventaja de llevar una bombona de butano en el coche

El Gas Licuado Petróleo no es un remedio a la situación económica por la que estamos pasando, pero si que puede ayudar a ahorrar en el gasto del coche. Aunque es poco conocido en España, en el resto de Europa se utiliza desde hace unos cuantos años. El autogas o GLP es una mezcla compuesta por gas natural (60%) y refino del petróleo (40%), lo que le hace ser uno de los combustibles más ecológicos hoy en día y de lo más rentables en cuanto a su instalación y uso.

Muchas de las innovaciones que las grandes compañías automovilísticas están llevando a cabo en la actualidad dejan ver lo que puede ser el futuro de la movilidad en dos y cuatro ruedas, aunque muchas de ellas encuentren más problemas que ventajas en la actualidad. La ventaja del GLP es que ya es una realidad con la que poder ahorrar bastantes euros a la hora de llenar el depósito del coche, ya que su precio es menor de 0,50 euros el litro.

El GLP es compatible con los motores gasolina y se puede instalar haciéndole un hueco en el maletero o en el lugar destinado a la rueda de repuesto. Su instalación ronda los 2.000 euros, pero el IDAE subvenciona parte o su totalidad. Muchas marcas como Mercedes-Benz, Citroen, Fiat, SEAT, Opel, Renault o Volkswagen no han querido perder la oportunidad y han instalado en algunos modelos un depósito alternativo para el GLP.

Nunca fue tan rentable llevar una bombona de butano en el maletero del coche.

Dónde se puede repostar GLP en España

8 comentarios en “GLP, o la ventaja de llevar una bombona de butano en el coche”


Deja un comentario

Current day month ye@r *