Luis Salvador, la banda y el plan

 RAMÓN L. PÉREZ

Luis Salvador y Sebastián Pérez han comparecido juntos este jueves para hacer balance de los primeros cien días del gobierno municipal de Granada. Para ser precisos, 103 -lo mismo que el brandy-, porque cuando tocaba la efeméride hubo un “error de coordinación” y la comparecencia se suspendió con cuatro minutazos de antelación. 

Son cosas que pasan. El viernes te convocan para un lunes a las diez de la mañana –que para un periodista es madrugar-, te presentas en la rueda de prensa sin haber digerido el primer café, enciendes el portátil o la grabadora y a las 9:56 te dicen que, en realidad, Luis y Sebastián andan descoordinados. Y los periodistas lo convierten en una crisis porque tienen muy mal despertar. 

Luis no entiende que se trate de nada relevante, ni que la foto de los sillones vacíos con un micrófono de la época de Bobby Deglané sea noticia. Todo esto no es más que una muestra inequívoca de que el bipartito está más cohesionado que nunca pero nosotros, cráneos imperfectos, no sabemos interpretarlo; nos ponen delante la luna y pensamos que se trata de un plato de albóndigas.  

Ha dicho Luis Salvador que funcionan como un solo equipo y cuentan con una planificación y una “partitura” para que la interpreten los mejores concertistas. Parafraseando a su líder Albert Rivera, podemos concluir -metafóricamente- que son una ‘banda’ (de música) y tienen un plan. Quizás por eso Luis mueva las manos como un director de orquesta. 

El alcalde ha cuestionado el trabajo de la prensa pero sin echar la culpa a la prensa. Desde hoy ya sabemos que es posible soplar y sorber al mismo tiempo.

No he visto la imagen, porque la retransmisión en directo se ha cortado justo antes de empezar el turno de preguntas, pero a tenor del audio se le ha notado un pelín ofuscado. Los reporteros presentes se han empeñado en preguntar por la alternancia en la alcaldía que, como bien dice Luis, es un asunto que no interesa a los vecinos. Y lleva razón. La otra noche intenté sacar el tema a uno de los míos en el ascensor y enseguida me cambió de conversación y se puso hablar de ‘Granada Human Tech’

Quizás no se hayan percatado Sebastián y Luis de que si existe el debate del 2+2 es porque ellos mismo lo abrieron. Y no se cerrará hasta que uno de los dos se rinda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *