Un presidente del Gobierno vuelve al cole

La vuelta al cole ha tenido mucho de parto de los montes. Tronaron los gobiernos y del estruendo de las montañas preñadas salió un ratón, en forma de protocolo lleno de obviedades. Quizás no se podía hacer otra cosa. Debemos asumir si este país está en condiciones de financiar el coste del desdoblamiento de clases. Restando coches oficiales y cargos públicos no salen las cuentas. Lo que sí es evidente es que todo se podría haber hecho de otra manera. 

Esto opinaba en la Mesa de Análisis de Canal Sur.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *