anda-susana--575x392

Tres llamadas perdidas a las diez de la noche de ayer de una persona que trabaja en la Universidad de Granada. Buen amigo, buena fuente informativa o, mejor, de contexto para comprender los vericuetos de la institución académica que es la primera fábrica de Andalucía de conocimiento e innovación. También la más antigua, con medio Milenio de años académicos a sus espaldas nobles, adustas, recias. También sacrificadas.

Devuelvo la llamada. Al otro lado me responde una voz entre sorprendida y medio histérica: “Acaba de llegar un correo eléctrónico, a las 21.55 horas a todos los miembros de la comunidad universitaria en el que se anuncia la suspensión del acto de inauguración del curso universitario”. “Estaban citados todos los rectores. Se había declarado día no lectivo para que fuera toda la peña”. “Estamos en plena precampaña para elegir al nuevo rector (o rectora)”. “¿Me puedes decir qué está pasando?”.

Llamo de inmediato al periódico. Ahí están trabajando el tema y esto es lo que puedes leer hoy: ‘Aplazado ‘in extremis’ el acto oficial de apertura de curso de las universidades previsto en la UGR’:

  • Los rectores deciden posponer a última ahora la ceremonia ante «la imposibilidad» de asistencia de la presidenta de la Junta

También se da una pista de las buenas: “El gabinete de Susana Díaz asegura a IDEAL que se ‘encuentra enferma’”. Ya veremos si se ha recuperado para la foto de esta tarde.

Tsk Tsk Tsk. Hay que explicar las razones. Me explico yo. No tengo muy claro por qué si el curso académico universitario lleva inaugurándose más de medio millar de años sin la presencia de Susana Díaz ahora tenga que posponerse porque no pueda venir. Eso, lo primero. Se celebra sin Susana y a correr.

Segundo. Remontémonos a comienzos de siglo y de Milenio. Era el año 2000 y era entonces rector de la Universidad de Granada David Aguilar, de lo mejor que ha tenido nuestra querida Universidad, dicho sea de paso.

Me mandaron cubrir, precisamente, la apertura del curso académico. Madrugué y fui al Hospital Real, sede del rectorado de la UGR. Llegué tan temprano que recorrí plácidamente el magnífico crucero y llegué a sentarme en la silla del rector, en la presidencia. No fue una falta de respeto, quería ser capaz de tener la visión del rector desde aquel punto para poder contarlo luego en el diario.

Fue entonces cuando me fijé en la hoja apergaminada que había sobre la mesa y que, titulada ‘Ordo Procedendi’, minutaba la liturgia del acto, largo, cadencioso, soberanamente aburrido, clásico, pegajoso, desactualizado. Es decir, tan pasado de moda que tiene su encanto y, sobre todo, una relevancia impresionante: la educación es el futuro de nuestra sociedad. Sin dudas. Y la Universidad es además la fábrica de nuestros mejores sueños.

Por eso quería Susana Díaz inaugurar el curso académico de la Universidad de Granada. Por su importancia, trascendencia, relevancia. Y para seguir viviendo su sueño.

¿Por qué se desconvocó un acto de esta magnitud a las 21.55h por correo electrónico con todo preparado? ¿Qué respuesta tenía yo para mi fuente que me la pedía por teléfono? Tan solo conjeturas, porque la versión oficial brlla tanto cual medalla de latón.

Veamos quién tiene mano para variar el Ordo Procedendi de cinco siglos y postergar a todos los rectores, los catedráticos, los doctores, los profesores, los alumnos, es decir, a la sociedad andaluza: “Será hoy viernes a las cuatro y media de la tarde en el Palacio de San Telmo, sede del Gobierno andaluz. ‘Sólo gráficos’. Así reza en la convocatoria oficial. La presidenta del Banco Santander, Ana Patricia Botín, ha elegido a la socialista Susana Díaz para su primera foto política en un gesto que, sin duda, dará que hablar. La mujer más poderosa del mundo financiero y la socialista con más tirón del espectro político español. La entidad ha confirmado que la banquera había iniciado apenas 24 horas antes en Barcelona una ronda con los principales clientes y empleados del grupo financiero por España. Comunica también su intención de reforzar los lazos institucionales del Banco Santander con las comunidades autónomas. Andalucía es una región prioritaria” (Vía El Confidencial Digital).

Mi reflexión es que el tema no es una noticia local … pero solo escandaliza en Granada. Eso me da pena. Es un plantón a las universidades andaluzas, a los universitarios andaluces, a los investigadores andaluces.

No cuestiono que, en crisis, la Junta de Andalucía, que depende mucho de un superpréstamo hecho por el Banco de Santander, se reúna con la sucesora de Emilio Botín para garantizar la continuidad de ese préstamo y tranquilizar a la peña.

Lo que cuestiono es que se haga con luz pero sin taquígrafos. “Solo gráficos y sin periodistas”, exactamente igual que el presidente Mariano Rajoy, sin preguntas y con plasma.

Debería, por respeto a la Universidad andaluza y a todos los andaluces explicar qué y por qué lo ha hecho. Por otro lado la comunidad universitaria debería haber seguido con el programa previsto disculpando sin más la ausencia de la presidenta.

Qué nivelito

Es lo que pasa por llegar a San Telmo desde la catequesis sin haber pasado antes por las urnas. Luego se extrañan de que la gente se eche en brazos del ‘Coletas’.

PD
No es la primera vez que Susana Díaz nos da plantón en Granada. Tampoco vino al Zaidín Rock, y bien que lo prometió, como recuerda Quico Chirino

PS
Reflexiono y pienso que este post también se podía haber titulado ‘La espantá de Susana Díaz ante la comunidad universitaria andaluza’. Pero no tiene gracia. Las espantás eran para el Camarón.

ACTUALIZACIÓN
Vía @ricardodg

susi

11 Comentarios en Ordo Procedendi: Susana Díaz y la Universidad de Granada

  1. Es lo que se llama ser un político xxxx y xxx. Y se quejan de que las personas normales, las honradas y decentes, insultemos a estas xxxx. Si en vez de ser Ana María Botín hubiese sido Emilio Botín seguro que hubiera puesto el xxxx. ATENCIÓN ESTE COMENTARIO ES IMPUBLICABLE POR LOS INSULTOS QUE CONTIENE.

  2. Es que no puedo decir mucho del tema. Sólo que es muy claro este comentario y que es una pena que una institución tan histórica cultural y docente como es la Universidad (con mayúscula), se vea sometida a la política bajera de la J.A.

  3. Me siento abochornado como andaluz. Nadie ha estado a la altura ¡y mira que estamos hablando de los y las mas altas! La jefa tiene la desfachatez de no venir, de mentir y los vasallos aplazan el acto ¿por qué? ¿es precisa la presencia del poder político en los actos académicos? ¿es una banquera mas importante? (parece que sí) ¿por qué?

  4. Susana Díaz es una autentica estafa politica al pueblo andaluz, vamos a echarla y a construir entre todos, democraticamente, una Andalucía donde la investigación y el conocimiento sean su bandera…

      • Sí que es para tanto, por supuesto que lo es. No porque postergar la inauguración del curso sea por sí mismo una debacle, sino porque hacerlo de esta manera es muy sintomático. Alguien que pone a la representante de un banco privado por delante (y a escondidas) de la comunidad universitaria, la comunidad que hace avanzar y salvaguarda gran parte del conocimiento y la cultura, es alguien que podría tener un puesto de mucha importancia en una corporación, pero que no merece ejercer la representación de la ciudadanía.

        Es un poco insultante eso de que la sociedad sea un poco picajosa con esto; no lo sería si se tratara de una acción sin mayor importancia, pero lo que se deja entrever es muy jodido como para no abochornarse. Sí, hemos de ser equilibrados, y por eso “vamos a echarla y a construir entre todos, democráticamente, una Andalucía donde la investigación y el conocimiento sean su bandera”. Bien dicho.

  5. Me parece vergonzoso que la mano derecha de estos dirigentes no sepa lo que hace su otra mano derecha. Desde su partido se grita a viva voz que hay que preocuparse por la gente, el caso más concreto es el de cataluña, para después ponderar a los banqueros que nos han llevado a la crisis con su permisividad por encima de las personas, y más concretamente por las personas que estudian y luchan por un futuro que gracias a los hechos y no las palabras de los partidos de gobierno, ven ese futuro en todos los idiomas menos en el castellano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *