DOCU_IDEAL

Las declaraciones del subdelegado del Gobierno central en Granada, Santiago Pérez, son suficientemente claras:«Tenemos la responsabilidad de convocar periódicamente una reunión con los sectores afectados, y este mes de febrero se va a celebrar», anuncia así que se mantiene la periodicidad. «El objetivo es analizar los pasos dados, que son importantes, e implicar a cada administración en su competencia».

Explica Santiago Pérez que «desde que se puso en marcha el dispositivo para atender a los vecinos más afectados de la Zona Norte, se han desmantelado una cantidad importante de inmuebles dedicados al cultivo de marihuana». También, «se está intensificando la labor de vigilancia, prevención y desmantelamiento».

De hecho, califica la ofensiva policial contra los enganches ilegales como «una ‘guerra sin cuartel’ a estas actitudes porque se perjudica a la gente con menos recursos de la Zona Norte».

El subdelegado del Gobierno asegura que «es nuestro compromiso y lo cumplimos», y agradeció «el trabajo de la Policía Nacional, ya que los resultados logrados son muy importantes». También reconoció la «imprescindible sensibilidad» del Poder Judicial y de la Fiscalía:«Es muy importante su colaboración. Y lo están haciendo».

Como ejemplo de la actuación policial en la Zona Norte, informó que «en los últimos tres meses se han realizado cinco registros en plantaciones de marihuana (en inmuebles de la Zona Norte), imputándose en los cinco hechos los delitos de tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico, al tener conectada la instalación al alumbrado público».Como resultado de estas actuaciones la Policía Nacional ha detenido a ocho personas.

LAS OBRAS DE ENDESA EN LA ZONA NORTE
La compañía Endesa también ha escuchado el recado. En este tiempo han realizado cuatro ampliaciones de potencia en otros tantos centros de transformación de la Zona Norte.

«Donde tenían cuatro transformadores de 3.630 megavatios de potencia total para el suministro en la zona, se han sustituido por otros cuatro que suman una potencia total de 6.630 megavatios, lo que ha supuesto casi duplicar la capacidad del barrio. En cuanto a nuevos circuitos (cable), se han tendido 5,5 kilómetros de cable nuevo por líneas subterráneas y de mayor capacidad que el que tenían a los que hay que añadir otros 4.000 metros de circuito aéreo», explicaba a este periódico el responsable de Comunicación en Andalucía de Endesa.

Añaden que «se han independizado técnicamente cinco centros del suministro general para
minimizar ante futuros posibles problemas la posibilidad de que éstos se quedaran sin suministro. Estos centros son el colegio Amor de Dios, la guardería Sagrada Familia, el centro de atención familiar, el comedor social y la residencia de ancianos».

Todas estas actuaciones y, otras puntuales o de refuerzo en general, se han centrado especialmente en los entornos de las calles Linares, Martín Pinzón, Fray Juan Sánchez Cotán, Bollera de Toro, Enrique de Jorquera, Jose María Miranda Serrano, Molino Nuevo, Soto de Rojas, Trafalgar, Bermúdez de Pedraza, Rodrigo de Triana y Antón Calabrés, lo que confirma la desaparición de los cortes en Almanjáyar, Rey Badis y Cartuja.

En cuanto a las calles Pedro Machuca y Pedro de Mena, en el barrio de La Paz, «si bien se ha pasado de una línea que existía a conducción subterránea y se han instalado cables trenzados de fachadas nuevos, aún se siguen fundiendo fusibles de las cajas de protecciones, lo que suponemos que será porque la demanda ahí continúa siendo especialmente elevada. Los técnicos van a estudiar cómo pueden solucionar esto, siempre que sea en colaboración con el resto de autoridades implicadas y vecinos».

CRÉDITOS
Octubre de 2014. Grupo de la policía nacional durante la operación que desmanteló un punto de venta de droga en la barriada de La Paz de Granada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *